Willow Crest Manor es clausurado por el Departamento de Obras Públicas

Los residentes de Philadelphia y de Willow Grove quedaron horrorizados al enterarse de que su centro de cuidado al adulto mayor, Willow Crest Manor, iba a ser cerrado por el Departamento de Obras Públicas: esta decisión fue tomada luego de que las investigaciones realizadas revelaran dos casos de muerte sospechosa, flagrante negligencia médica y violaciones masivas de los estatutos legales.

Esta lista de violaciones atroces incluía la administración de medicamentos adulterados con posterioridad a su fecha de vencimiento, la distribución de medicinas a los clientes por medio de empleados sin licencia ni entrenamiento, y el uso de drogas prescritas sin el consentimiento de un doctor.

El DPW (Departamento de Obras Públicas) encontró que no se guardaba ningún registro de las medicinas administradas a los residentes, situación que a menudo se traducía en un empeoramiento generalizado debido a sobredosis o dosis insuficientes con respecto a las recomendadas por los médicos.
El testimonio de una paciente señala que, luego de pedir al staff que le administrara insulina, éste se negó a hacerlo obligándole a inyectársela ella misma mientras nadie la veía.

Las muertes de una mujer de 49 y de un hombre de tan sólo 29 años de edad que presentaba un cuadro de parálisis cerebral, son el resultado de abusos similares.
Era obvio que los residentes de Willow Crest Manor estaban en inminente y grave peligro. El DPW (Departamento de Obras Públicas) ordenó que la totalidad de los pacientes (51), cuya mitad estaba conformada por ancianos y muchos de los cuales sufrían de enfermedades mentales, sean inmediatamente evacuados y reubicados.

Willow Crest Manor era sólo una de tantas instituciones similares en el área metropolitana de Philadelphia que estaban bajo escrutinio del DPW (Departamento de Obras Públicas).
Sin embargo, parece existir un vínculo común entre todas ellas: el dueño Annand P Mittal… se han encontrado serias violaciones en sus otras agencias (incluyendo Southampton Manor en el Condado de Bucks, y Diston Manor y Adelphia en Philadelphia) que han causado la revocatoria de sus respectivas licencias de operación.

La evidencia proveniente de otras partes del Estado y de todo el país demuestra con creces que no estamos ante un problema aislado. Un gran número de instituciones con fines de lucro manejadas por dueños o corporaciones privadas han sido el blanco de muchas críticas debido a las constantes quejas por negligencia y violaciones de los estatutos.
Afortunadamente, el Departamento de Obras Públicas ha hecho lo correcto, aunque ciertamente ya no está en sus manos remediar el daño causado por Willow Crest y otras residencias parecidas.

Si usted conoce a alguien que ha sido una víctima en el Willow Crest Manor o cualquier otra institución similar en Pennsylvania o New Jersey, no dude en contactarse con el Estudio de Abogados Mininno: hay caminos legales para ayudar a su familia.

Información de utilidad:

Descuido y Negligencia en el Cuidado de Personas Mayores