Un médico del norte de New Jersey, quien fue encontrado culpable de negligencia médica al mentir y alterar registros médicos deliberadamente, ha vuelto al ejercicio regular de su profesión: puede volver a practicar procesos quirúrgicos en el Hoboken University Medical Center (HUMC).

Otra vida que se pierde a causa de negligencia médica

abogados negligencia medica new jersey philadelphia richard flagg meadowlands santusht pereraEl 29 de agosto del año 2000, Richard Flagg entró al Hospital Meadowlands para que se le practique una operación: debido a la aparición de un tumor canceroso se le tenía que extirpar ciertas partes del pulmón izquierdo. El cirujano que estuvo a cargo fue el Dr. Santusht Perera.
Cuando Richard despertó, el Dr. Perera le informó que durante el proceso quirúrgico se había encontrado un tumor más grande en su otro pulmón, y que decidió extirpar partes de éste en vez del izquierdo para salvarle la vida.

Algunos meses después, Richard se dispuso a revisar la historia clínica del hospital y empezó a leer el informe patológico: éste mostraba que no existía evidencia alguna de tumor en el pulmón del lado derecho. Lo peor de todo es que debido a esta extraña decisión tomada por el doctor, de operar en el lado equivocado, se había vuelto imposible retirar la parte del pulmón izquierdo realmente afectada por el tumor.
Kenneth, hermano de Richard, recuerda con indignación la llamada que le hizo este último al darse cuenta de lo que le habían hecho…

Kenny, ya no hay nada que pueda hacer para evitarlo… voy a morir por culpa de ellos.

Richard Flagg, un veterano de la Guerra de Vietnam, Piloto de la fuerza Aérea por varios años y Capitán de la Marina Mercante, pasó a mejor vida el 8 de septiembre del 2003. Tenía 63 años de edad.

¿El Dr. Perera recibió algún castigo?

El State Board of Medical Examiners le impuso al Dr. Perera una multa de $80,000 y le suspendió la licencia por sólo seis meses. Pasado este tiempo si bien entró en periodo de prueba no se le prohibió el ejercicio de su profesión.
Edith Bickoff, compañera sentimental de Richard Flagg, no estuvo precisamente emocionada al enterarse de que el Dr. Perera estaba habilitado para operar nuevamente:

La verdad no me sorprende que el carnicero esté de vuelta. Ellos (Perera y el Hospital) sólo recibieron una ligera, pequeña llamada de atención. Richie sufrió mucho, sobre todo durante el último año. Pasaba más tiempo en el hospital que fuera de él, hasta que se ahogó en su propia sangre.

Abogados de Negligencia Médica en New Jersey y Philadelphia

Richard Flagg se convirtió en una víctima más de negligencia médica. La actitud del Dr. Perera, mintiendo de manera descarada para ocultar su error en vez de hacer todo lo posible para salvar la vida del paciente, pudo fácilmente tener un castigo mucho mayor. Nosotros confiamos en que los médicos harán todo lo posible para procurar nuestro bienestar, pero cuando ellos eligen salvar su reputación antes que nuestra vida, realmente no se sabe qué esperar.

Si usted o alguno de sus seres queridos se ha visto afectado por maltrato o negligencia médica a manos de uno de estos ‘doctores’, póngase en contacto con el Estudio de Abogados Mininno para una evaluación gratuita de su caso o llámenos al (856) 833-0600 en New Jersey, o al (215) 567-2380 en Philadelphia.
Deje que nuestro equipo de profesionales defienda sus derechos y obtenga la compensación económica que usted y los suyos merecen.