abogados new jersey nueve signos abuso residencias asesoria legal gratuitaEl Estudio de Abogados Mininno toma una posición firme en contra del abuso en residencias de New Jersey. Peleamos en contra de instituciones negligentes e irresponsables, y hacemos nuestro mejor esfuerzo en publicar información que pueda resultar de ayuda para aquellos que lidian con el estado de salud de sus seres queridos recluidos en uno de estos centros.
El artículo de hoy trata de aquellos signos de abuso o negligencia que pueden estarse cometiendo contra alguno de sus familiares en una residencia.

A continuación publicamos una lista de advertencias relacionadas con negligencia y abuso en residencias. El darse cuenta de alguna de ellas debería ser suficiente para tomar acciones de forma inmediata.

Abuso en Residencias: 9 signos a tener en cuenta

– Escaras o heridas abiertas (también conocidas como llagas de presión o úlceras de decúbito): Un indicio más que seguro de negligencia. Las escaras o llagas de presión se forman cuando tejido cutáneo blando se encuentra comprimido entre una prominencia huesuda y una superficie externa por un largo periodo de tiempo. El no mover de posición a pacientes postrados en una cama periódicamente degenera en la aparición de escaras.

– Moretones, cortes, quemaduras, esguinces o fracturas sin explicación aparente: Lesiones misteriosas como éstas podrían haber sido causadas por la aspereza y el mal movimiento de pacientes débiles y delicados.

abogados nj negligencia maltrato residencias analisis gratuito caso legal

El abuso y negligencia en centros de cuidado son una amenaza recurrente para nuestros seres queridos

– Caídas en la ducha, de la cama o de la silla de ruedas, que dan por resultado una lesión o herida: Este es un signo de que los pacientes son dejados en libertad o faltos de supervisión durante la realización de tareas difíciles para ellos, como ir de la cama al baño. Muchos internos necesitan ayuda hasta para hacer este tipo de cosas, y sin la supervisión regular del personal, pueden hacerse daño fácilmente por tratar de hacerlo solos.

– Deshidratación, mala nutrición, o pérdida de peso: Los residentes víctimas de abuso o negligencia sufren de alguno, o todos, los síntomas anteriores. El maltrato puede derivar en cuadros agudos de depresión, que a su vez pueden derivar en una severa mala nutrición y/o pérdida de peso.

– Cambio frecuente de personal: Si el staff de la residencia es constantemente nuevo y los internos son tratados por alguien diferente todo el tiempo, la probabilidad de que estén recibiendo una buena calidad de cuidado es muy baja. Los errores ocurren a menudo entre los miembros nuevos del personal.
Trabajadores que abandonan su puesto para irse a laborar en otras instituciones podría también ser un signo de bajos salarios y alta carga de trabajo: bajo estas condiciones, es mucho más probable que el personal cometa actos de negligencia o abuso.

– Enfermedades venéreas o infecciones genitales repentinas, sangrado vaginal o anal, prendas de ropa con roturas, manchadas o con rastros de sangre: Desafortunadamente, el abuso sexual es una realidad latente en las residencias dedicadas al cuidado del adulto mayor. Si usted nota alguno de estos signos, tome cartas en el asunto inmediatamente.

– Pérdida de las posesiones del residente, o cambios repentinos en su testamento, cuentas de banco u otros documentos financieros: El robo y el fraude son una forma muy común de abuso en residencias. Si algo perteneciente a su familiar se pierde, sea dinero o alguna pertenencia, investigue lo antes posible a qué se debe.

– Negación o retraso a la hora de solicitar una visita con el residente: Si una residencia es culpable de abuso o negligencia, desde luego que no le permitirán que vea a sus seres queridos con prontitud. A menudo, si ellos admiten que la visita tenga lugar, se negarán a dejarlo a solas con su familiar haciendo que éste no se sienta cómodo y no le diga lo que realmente está sucediendo. Esto es algo de lo que hay que tener mucho cuidado.

– Sobre-sedación o uso excesivo de calmantes: El personal a cargo del cuidado de pacientes se ha visto muchas veces tras las rejas por usar morfina sin receta para calmar a pacientes un tanto ‘reticentes’. Esta es una práctica que amenaza sus vidas, y ha causado hasta la muerte en el pasado.

¿Qué hacer si sospecha de negligencia o abuso en residencias?

Si usted se da cuenta de uno o más síntomas de los mencionados, es bastante probable de que la residencia a la que ha confiado el cuidado de su ser querido está actuando de manera negligente. No espere ni un minuto para buscar ayuda. Un abogado de New Jersey especializado en abuso en residencias podrá sentarse con usted y discutir lo sucedido, qué es lo que ha visto, y determinar si usted tiene una caso sólido en contra de la institución.

Póngase en contacto con el Estudio de Abogados Mininno para una evaluación gratuita de su caso o llámenos sin costo alguno al (856) 833-0600 en New Jersey, o al (215) 567-2380 en Philadelphia. Permítanos obtener la compensación económica y moral que usted se merece.