abogados new jersey philadelphia escaras llagas presion industria 11 billones ulceras tratamientoUn estudio publicado recientemente daba luces de que el costo anual de los errores médicos cometidos en Estados Unidos en el 2008 ascendía a nada menos que $19.5 billones.
De esta impresionante cantidad de dinero, 11 billones era lo que se invirtió en el tratamiento de escaras o llagas de presión.

El estudio demostró que se tiene constancia de que ocurren 1.5 millones de errores médicos al año, según dio a conocer el co-autor del mismo Jonathan Shreve: en él también se develó cuáles eran los 10 errores más comunes en USA, así como que la mayor parte del costo anual de los mismos puede ser atribuida a 5 causas:

– Úlceras de Presión
– Infecciones Post-Operativas
– Complicaciones mecánicas de aparatos, implantes o injertos
– Persistencia del dolor y/o discapacidad luego de una operación a la espalda
– Hemorragias que complican los procedimientos médicos

Sólo en el caso de las escaras o llagas de presión, el costo de su tratamiento es alrededor de $11 millones. Estas complicaciones cutáneas son acontecimientos totalmente previsibles, y no hay excusa por la exagerada cantidad de pacientes que sufren de ellas.
Las escaras o llagas de presión causan gran dolor y, en muchos casos, infección. Los hospitales y residencias a cargo del cuidado de pacientes deben estar más atentos, pues si no toman las medidas apropiadas, estas cifras seguirán en constante aumento.

¿Es usted víctima de negligencia o algún error médico?

Si usted o alguno de sus seres queridos se ha visto afectado por alguna negligencia o mala práctica médica cometida en cualquier centro de salud, necesitar&aaute; inmediatamente la asistencia de un abogado especializado en este tipo de casos.

Póngase en contacto con el Estudio de Abogados Mininno para una evaluación gratuita de su caso o llámenos sin costo alguno al (856) 833-0600 en New Jersey, o al (215) 567-2380 en Philadelphia.
Déjenos representarle y obtener la compensación económica que usted y los suyos se merecen.